miércoles, 9 de enero de 2008

Una verdad incómoda

Una verdad incómoda: pues con dos Oscar en el bolsillo (mejor documental y mejor canción) y la figura de Al Gore como representante absoluto, este documental extra-mega-hiper sensacionalista y partidista se ha convertido en toda una revolución durante 2006 y 2007. Tal ha sido su efecto y repercusión, que va a ser emitido en gran parte de los colegios nacionales para concienciar a la población más joven del problema del cambio climático. No voy a entrar en polémicas, pero lo que está claro es que el señor Gore se está haciendo de oro gracias a sus -muy caras- charlas sobre el problema ambiental tan de moda últimamente. Este documental, transmite dicho problema como una catástrofe muy a corto plazo, gracias a la multitud de datos y de bonitas gráficas que utiliza Gore en su charla. Creo que abusa excesivamente de demagogia y sensacionalismo en favor de atraer al publico hacia su terreno. Sobra totalmente la historia del hijo, sus continuos viajes por el mundo y la pérdida de la presidencia. Sobra totalmente porque esto es un documental sobre el cambio climático, y no es necesario crear pena en el espectador para enfatizar aún más el problema. Muy triste lo del niño, sí, pero ¿de verdad era necesario para este tipo de documental? ¿Me quieres decir que a raiz del accidente de tu hijo te entró la vena greenpeace de salvar la Tierra? ¿De la noche a la mañana? Yes of course... Por eso viajas en jet privado y tu factura de electricidad es como la de un pueblo de 300 habitantes. En fin, dejando a un lado el partidista mensaje que transmite, Al Gore se muestra muy simpático y bonachón gracias en buena medida a la cantidad de chistes que su equipo le ha preparado para la ocasión, y a las efectistas y continuas gráficas que no hacen más que liar al público. En definitiva, un necesario documental e importante mensaje pero que peca de pretenciosidad y sensacionalismo. Salvo eso, de riguroso visionado para toda la sociedad, y una buena forma de concienciarnos de lo que ¿realmente? está pasando en nuestra ¿querida? Tierra. Puntuación: 6 sobre 10.

3 comentarios:

Victoria dijo...

Que es "extra-mega-hiper sensacionalista y partidista"?: sí, es totalmente cierto e innegable

Que Al Gore se está limpiando el culete con billetes gracias al documental? Sí, claro que es cierto

Pero dejando de lado el partidismo declarado (cosa que me parece obvia por otro lado; pq él precisamente no es frutero...), y dejando de lado el sensacionalismo y la pasta que se esté sacando (o que se haya sacado)... a mí me parece un buen documental.

Yo no le veo nada malo en que sea sensacionalista, de hecho me parece un sensacionalismo muy bien conseguido: cuántos docmentales ENTEROS crees que habrá visto el público de Gore antes de ver este documental? y con cuántos documentales crees que esa gente no se ha quedado dormida? y cuántas de tantas y tantas formas de denuncia sobre el cambio climático han conseguido remover tantas conciencias?

Pues claro que es sensacionalista... pero si con ello consigue concienciar sobre el problema... a mí me parece fantástico; y me da igual que los millones se los embolse él... como si se los embolsa Bush, Clinton, Obama o Huckabee... Por muy dramático que vaya a sonar esto, creo que el medio ambiente no entiende de partidos políticos (otra cosa es que el partido replublicano no entienda de cambios climáticos, claro)

Y los chistecillos claro que están preparados por su equipo, pero eso es algo obvio no? nadie se cree que ese documental está grabado en directo con ingenios e inspiraciones espontanias de Al Gore! y en cuanto a esos chistecillos, así como todo el guión y toda la dirección y montaje, a mí me parece que han conseguido un resultado mucho más que aceptable. Y también me parece genial la actuación de Gore, la verdad (a nivel de interpretación de "papel" me refiero); sabemos que se sabe el texto de pies a cabeza, pero el tío convence! y más viéndolo en versión original!!(faltaría más ¿no? siendo político... qué remedio q por lo menos saber hacer un discurso decente...)

Bueno, voy a dejar ya de escribir... Sí que tenías razón eh, me ha dado de qué hablar! pensaba que no me enrollaría tanto!

Bueno, uno de estos día a ver si encuentro un hueco para ver Bowling for Columbine! y ya te diré si me parece mejor documental que éste! :)
besitos!!

Jaime M. dijo...

Pues que quieres que te diga, me gusto más el ritmo que tenía Bowling for Columbine que este de Gore. Tengo que reconocer que casi me duermo cuando llevaba una hora parloteando sobre la Antártida creo que era...

Me parece mucho mas interesante e importante el tema tratado en BfC. Por lo menos es un tema que hay que atajar más a corto plazo que este. Con lo cual no quiero decir que no sea importante, ya que lo considero de obligado visionado para cualquier público, pero sería de vital importancia zanjar el tema que expone Moore en BfC.

Davotanko dijo...

Tiene algunos datos impactantes e interesantes. Creo que por lo menos no solo sirvio para hacer rico y famoso (más) a el hipocrita Al Gore, tambien sencibilizo a las masas sobre el Calentamiento Global, efecto que realmente esta afectando nuestro mundo.